Diego Loyo Rosales

@DiLoyoR de @VFutura

¿Qué es la sociedad civil?

La sociedad civil es una función de las interacciones entre individuos que buscan, a través de la autosuficiencia, alcanzar la supervivencia y la libertad. Dicho de otro modo, la sociedad existe para impulsar el potencial de cada uno de sus miembros. El individuo es entonces el actor principal de toda sociedad civil sana. A pesar de las muchas interpretaciones que han surgido en Occidente de cómo desarrollar el potencial de cada ciudadano, la sociedad civil siempre se ha visto como vehículo para la superación individual. Las naciones que han priorizado y protegido a sus individuos han sido las más ricas y prósperas de la humanidad. Por el contrario, las naciones que han coartado la libertad de sus individuos, sin importar el pretexto, se han condenado al declive y la pobreza material y social.

La sociedad socialista venezolana

Venezuela sufre actualmente las consecuencias más extremas de la sumisión de la libertad. Los líderes políticos actuales han mantenido por años el concepto de hombre-masa, el cual existe para ser esclavo de la sociedad – y de quienes la manejan, por supuesto. Así vemos como el régimen lleva el país a la miseria, mientras que sus colaboradores aceptan ser esclavos de estas circunstancias impuestas tiránicamente. Al tergiversar el concepto de sociedad, los socialistas (vestidos de rojo o de otros colores) cumplen con el objetivo de silenciar a los individuos y de negarles su libertad, su potencial y su bienestar. La sociedad que ellos plantean ha sumergido a los venezolanos en la miseria. Por si fuera poco, el régimen se ha encargado de institucionalizar esta miseria, tal como lo hicieron los Castro, Stalin y Mao de la historia. El diálogo es simplemente la institucionalización más reciente de la sumisión, como el mismo Maduro desveló al querer mantenerlo indefinidamente. La MUD, por su parte, se ocupa de acatar y legitimar estas instituciones, escudados en una falsa actitud democrática. Su accionar los delata; los procesos institucionales internos de la MUD sirven para silenciar hasta la crítica más inofensiva, acumulando el poder en unas pocas manos (hoy el G3, mañana los siguientes). Este sistema de coexistencia solamente beneficia a sus líderes en ambos bandos. Dos bandos del mismo equipo de la miseria socialista.

Los venezolanos nos merecemos una sociedad de individuos libres. Para conquistarla, debemos tomar los siguientes pasos. El primero, que ya muchos comienzan a dar, es dejar de acatar como palabra sagrada las órdenes de los líderes de la coexistencia. Ellos seguirán pidiendo que les obedezcas, que mires la realidad a través de sus ojos embusteros. El temor más grande del régimen y sus cómplices es que nos reconozcamos como individuos libres capaces de tomar nuestras propias decisiones. Descartemos su liderazgo caduco y les quitaremos su legitimidad y poder. Pero esto no es suficiente. El siguiente paso es desmantelar todo resquicio institucional del hombre-masa y del socialismo. Cada partido, organización o asociación que exija tu obediencia sin derecho a réplica debe ser desobedecido. Con el argumento de defender la “patria”, o recuperar la “democracia”, ellos te obligan a seguir aplicando los mismos valores que llevaron a Venezuela a la miseria. Sólo de la destrucción de este sistema puede nacer una Venezuela nueva, de libertad, innovación y desarrollo. Una Venezuela realmente rica y de individuos prósperos.

Cómo sanar la sociedad civil

Para sanar la sociedad civil, es necesario declararnos en desobediencia civil y fortalecer al individuo venezolano. El fortalecimiento de los individuos libres depende de la destrucción del régimen colectivista y su hombre-masa. Nuestras raíces occidentales nos exigen una actitud libertaria, la única que puede destruir el sistema que nos gobierna y nos oprime. De nada sirve una desobediencia hasta las dos de la tarde, ni tampoco una que le regale aún más tiempo a la tiranía. Esta actitud de falsa rebelión le da oxígeno al régimen, lo atornilla en el poder. Una sociedad sólo puede ser sana y libre si sus individuos luchan por su propia libertad, acatan su propia conciencia y obedecen su deseo de superación. En la práctica esto requiere una desobediencia total a las instituciones que hoy ejercen del poder. Para sanar la sociedad civil, es necesaria una desobediencia indefinida. Sólo así liberaremos a Venezuela del socialismo, desterraremos de una vez por todas al hombre-masa, e instauraremos con orgullo una sociedad de individuos libres.

http://www.forolibertad.com/3836-2/

Diego Loyo Rosales – 7-12-2016 – Foro Libertad

Imprimir
Comentarios con Facebook

4 Comentarios

  1. Hey! Do you know if they make any plugins to safeguard
    against hackers? I’m kinda paranoid about losing everything
    I’ve worked hard on. Any tips?

  2. Please let me know if you’re looking for a author for your blog.
    You have some really great posts and I think I would be a good
    asset. If you ever want to take some of the load off, I’d love to write some articles for your
    blog in exchange for a link back to mine. Please send me an email if
    interested. Regards!

Escribe tu comentario: